"Déjeme decirle, a riesgo de parecer ridículo,
que el revolucionario verdadero
está guiado por grandes sentimientos de amor.."
Ernesto Guevara

sábado, 9 de outubro de 2010

Ernesto Guevara de La Serna
14 de junho de 1928 / 09 de outubro de1967

video





quarta-feira, 6 de outubro de 2010


Heroico guerrillero

A casi seis lustros de tu largo viaje
las huellas que dejaste, aún persisten, 
en la orilla de un vado, en un árbol frondoso
o en la choza de un campesino triste,
HEROICO GUERRILLERO
¿Quién podría olvidar?
tu boina vasca, tu estatura de uno sesenta arriba
tu barba enmarañada y tu melena larga;
ancho de espalda, mochila en hombro
paso seguro, mano de acero y espíritu resuelto
HEROICO GUERRILLERO
Escabrosa tarea te esperaba luego
"Hay que hacer que nos oigan
los que no nos escuchan"
así arengabas a diario a tus compañeros;
en la tupida selva, en las noches de luna
HEROICO GUERRILLERO
El monte fue testigo de tu agónica lucha.
Abandono y silencio fue la respuesta, 
cansancio, hambre y sed, tu ración diaria
HEROICO GUERRILLERO
La Higuera fue el cadalso de tu joven vida.
También La Higuera fue el aposento ciego;
Donde más pudo la venganza que el perdón
a tu maltrecho cuerpo y sin respeto,
HEROICO GUERRILLERO
A seis lustros de tu largo viaje
Llora por ti ÑANCAHUAZU, llora El Mesón,
Ñacamiri, El Pincal, Masicuri,
La Quebrada del Churo... Llora por ti;
Y a la distancia, también llora un anciano
Elevando una oración en guaraní,
HEROICO GUERRILLERO
Tú no has muerto... Tu presencia en cada página,
En cada pecho ardiente,
En la voluntad y el sentimiento;
Tú no has muerto COMANDANTE
Tú vives en la mente y para siempre,
GRAN HEROICO GUERRILLERO.

Elda Vargas de Viera

domingo, 3 de outubro de 2010



Su nombre ardió cómo un pajar

Como la sombra de la sombra
Hacia la selva se adentró.
Días enteros camino
Con le fusil y la razón.
Entre las lianas reposó,
Sobre las víboras cruzó,
De clara pólvora vistió
Y a los pastores desplegó
Buscando fuerzas para hallar
La libertad agonizante
Y así fue que un día cayó
En la sierra
El claro Comandante.
Su nombre ardió como un pajar
Y la ceniza se esparció.
(Un viento fiero la tomó, Por los caminos la llevó).
Y en cada sitio de la tierra
Donde por él veló un pastor,
Donde un obrero lo leyó
Y un estudiante lo escuchó
Y un campesino lo siguió
Creció el silencio ante su nombre.
Y así es que vuelve a combatir
El Che en la lucha de los hombres.
El es tal vez un muerto más
Pero su rayo relumbró
Cuando la ráfaga cortó
Su sangre en dos partes iguales.
El mes de octubre se trizó
Como un volcán o un vidrio azul,
La inquieta América escondió
Su fría furia de metal,
Y de la sierra al litoral
Abrió el dolor su flor amarga.
Y era un asombro su final
Y es la batalla que se alarga.
¡Pastor de la sierra: iré!
¡Iré, Comandante, iré!
¡Hasta la victoria, iré!

Patricio Manns

sábado, 18 de setembro de 2010



Carta de despedida del Che Guevara
 a sus padres


Queridos viejos:

Otra vez siento bajo mis talones el costillar de Rocinante, vuelvo al camino con mi adarga al brazo.

Hace de esto casi diez años, les escribí otra carta de despedida. Según recuerdo, me lamentaba de no ser mejor soldado y mejor médico; lo segundo ya no me interesa, soldado no soy tan malo.

Nada ha cambiado en esencia, salvo que soy mucho más conciente, mi marxismo está enraizado y depurado. Creo en la lucha armada como única solución para los pueblos que luchan por liberarse y soy consecuente con mis creencias. Muchos me dirán aventurero, y lo soy, sólo que de un tipo diferente y de los que ponen el pellejo para demostrar sus verdades.

Puede ser que ésta sea la definitiva. No lo busco pero está dentro del cálculo lógico de probabilidades. Si es así, va un último abrazo.

Los he querido mucho, sólo que no he sabido expresar mi cariño, soy extremadamente rígido en mis acciones y creo que a veces no me entendieron. No era fácil entenderme, por otra parte, créanme, solamente, hoy. Ahora, una voluntad que he pulido con delectación de artista, sostendrá unas piernas fláccidas y unos pulmones cansados. Lo haré.

Acuérdense de vez en cuando de este pequeño condotieri del siglo XX. Un beso a Celia, a Roberto, Juan Martín y Patotín, a Beatriz, a todos. Un gran abrazo de hijo pródigo y recalcitrante para ustedes.

Ernesto



Carta de despedida del Che a sus hijos


A mis hijos

Queridos Hildita, Aleidita, Camilo, Celia y Ernesto:
Si alguna vez tienen que leer esta carta, será porque yo no esté entre Uds.
Casi no se acordarán de mi y los más chiquitos no recordarán nada.
Su padre ha sido un hombre que actúa como piensa y, seguro, ha sido leal a sus convicciones.
Crezcan como buenos revolucionarios. Estudien mucho para poder dominar la técnica que permite dominar la naturaleza. Acuérdense que la revolución es lo importante y que cada uno de nosotros, solo, no vale nada. Sobre todo, sean siempre capaces de sentir en lo más hondo cualquier injusticia cometida contra cualquiera en cualquier parte del mundo. Es la cualidad más linda de un revolucionario.

Hasta siempre hijitos, espero verlos todavía. Un beso grandote y un gran abrazo de

Papá

sexta-feira, 17 de setembro de 2010



Carta de despedida del Che a Fidel

Fidel:

Me recuerdo en esta hora de muchas cosas, de cuando te conocí en casa de María Antonia, de cuando me propusiste venir, de toda la tensión de los preparativos.
Un día pasaron preguntando a quién se debía avisar en caso de muerte y la posibilidad real del hecho nos golpeó a todos. Después supimos que era cierto, que en una revolución se triunfa o se muere (si es verdadera). Muchos compañeros quedaron a lo largo del camino hacia la victoria.
Hoy todo tiene un tono menos dramático porque somos más maduros, pero el hecho se repite. Siento que he cumplido la parte de mi deber que me ataba a la Revolución cubana en su territorio y me despido de ti, de los compañeros, de tu pueblo que ya es mío.
Hago formal renuncia de mis cargos en la Dirección del Partido, de mi puesto de Ministro, de mi grado de Comandante, de mi condición de cubano. Nada legal me ata a Cuba, sólo lazos de otra clase que no se pueden romper como los nombramientos.
Haciendo un recuento de mi vida pasada creo haber trabajado con suficiente honradez y dedicación para consolidar el triunfo revolucionario.
Mi única falta de alguna gravedad es no haber confiado más en ti desde los primeros momentos de la Sierra Maestra y no haber comprendido con suficiente celeridad tus cualidades de conductor y de revolucionario.
He vivido días magníficos y sentí a tu lado el orgullo de pertenecer a nuestro pueblo en los días luminosos y tristes de la Crisis del Caribe.
Pocas veces brilló más alto un estadista que en esos días, me enorgullezco también de haberte seguido sin vacilaciones, identificado con tu manera de pensar y de ver y apreciar los peligros y los principios.
Otras tierras del mundo reclaman el concurso de mis modestos esfuerzos. Yo puedo hacer lo que te está negado por tu responsabilidad al frente de Cuba y llegó la hora de separarnos.
Sépase que lo hago con una mezcla de alegría y dolor, aquí dejo lo más puro de mis esperanzas de constructor y lo más querido entre mis seres queridos... y dejo un pueblo que me admitió como un hijo; eso lacera una parte de mi espíritu. En los nuevos campos de batalla llevaré la fe que me inculcaste, el espíritu revolucionario de mi pueblo, la sensación de cumplir con el más sagrado de los deberes; luchar contra el imperialismo dondequiera que esté; esto reconforta y cura con creces cualquier desgarradura.
Digo una vez más que libero a Cuba de cualquier responsabilidad, salvo la que emane de su ejemplo. Que si me llega la hora definitiva bajo otros cielos, mi último pensamiento será para este pueblo y especialmente para ti. Que te doy las gracias por tus enseñanzas y tu ejemplo al que trataré de ser fiel hasta las últimas consecuencias de mis actos. Que he estado identificado siempre con la política exterior de nuestra Revolución y lo sigo estando. Que en dondequiera que me pare sentiré la responsabilidad de ser revolucionario cubano, y como tal actuaré. Que no dejo a mis hijos y mi mujer nada material y no me apena: me alegra que así sea. Que no pido nada para ellos pues el Estado les dará lo suficiente para vivir y educarse.
Tendría muchas cosas que decirte a ti y a nuestro pueblo, pero siento que son innecesarias, las palabras no pueden expresar lo que yo quisiera, y no vale la pena emborronar cuartillas.

Hasta la victoria siempre, ¡Patria o Muerte!
Te abraza con todo fervor revolucionario,

Che

segunda-feira, 23 de agosto de 2010

sábado, 21 de agosto de 2010

segunda-feira, 26 de julho de 2010


"No creo que seamos parientes muy cercanos, pero si usted es capaz de temblar de indignación cada vez que se comete una injusticia en el mundo, somos compañeros, que es más importante."

Ernesto Guevara

.....................................................

Movimento Guerrilheiro 26 de Julho

Em 1954, no México, através de Ñico López, um amigo das lutas na Guatemala, Che Guevara conhece Raúl Castro que logo o apresentaria a seu irmão mais velho, Fidel Castro. Esse organiza e lidera o movimento guerrilheiro 26 de Julho, ou M26, em referência ao assalto ao Quartel Moncada, onde em 26 de julho de 1953, Fidel Castro liderou uma ação militar na qual tentava tomar a principal prisão de presos políticos em Santiago. Guevara faz parte dos 72 homens que partem para Cuba em 1956 com Fidel Castro e dos quais só 12 sobreviveriam.

sábado, 26 de junho de 2010

segunda-feira, 14 de junho de 2010

Cumpleaños del Che Guevara

Ernesto Guevara de la Serna

Nascimento: 14 de junho de 1928
Rosário, Província de Santa Fé / Argentina


Che Esperanza

Duerme, duerme, niño indio,
Aquí viene el Comandante.
Con el humo de su puro
Siembra estrellas en la noche.

Abuelita, abuelita
¿Quién es?

Duerme, duerme, indiecito,
Acordate de su nombre.

¡Sus huellas en el camino
Son una flor que se abre!

Abuelita, abuelita
¿Quién es?

Es el llanto del viento,
La caricia del alba.
¡La esperanza, mi niño
Se llama Che Guevara!

Es un hombre de lucha y pasión,
El alma de la Revolución,
El hombre Nuevo,
El hijo guerrillero
Que siempre, siempre vivirá en mi
canción.

Egon Kragel

sábado, 29 de maio de 2010

quinta-feira, 13 de maio de 2010

segunda-feira, 26 de abril de 2010

Museo de la Revolución (Palacio Presidencial)

Havana – Cuba

A fines de diciembre de 1958 la Columna 8 “Ciro Redondo”, al mando del Comandante Che Guevara, ingresó a Santa Clara, último bastión del dictador Batista en el camino a La Habana. Fueron 3.500 soldados y un tren blindado contra 350 guerrilleros y el pueblo de Santa Clara alzado. El día 29 se apoderaron del tren, hecho desencadenante de la caída de Batista, y las fuerzas rebeldes consolidaron la ocupación la ciudad.

El 1 enero de 1959 Batista y sus funcionarios huyeron de la Isla. Camilo y el Che con el Ejército Rebelde avanzaron sobre La Habana. La revolución había triunfado. Nacía una nueva Cuba.

Instalado el gobierno revolucionario, el Comandante Che Guevara fue designado jefe de la Fortaleza de San Carlos de La Cabaña y comenzó a ejercer funciones en la administración del Estado. Fue jefe del Departamento de Industrialización del Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA), Ministro de Industrias y presidente del Banco Nacional. En esa época fue declarado ciudadano cubano de nacimiento.



Sala Del Che Comandante




segunda-feira, 29 de março de 2010





Museo La Pastera – Museo Del Che Guevara
San Martín de los Andes - Argentina
En sus "Notas de Viaje", Ernesto Guevara dedicó dos capítulos a la zona cordillerana. Uno de ellos, el que titulo "San Martín de los Andes", es un relato de su estadía y el recuerdo de la actitud solidaria de los trabajadores del lugar. - En particular, el Che recordó a Pedro Olate, entonces sereno de las instalaciones de Parques, como uno de los compañeros que les facilitó alojamiento en lo que llamaban "La Pastera" (un galpón donde se acopiaba alimento para animales) y una changa para juntar unos pesos para el viaje.
Desde aquel entonces, los trabajadores de Parques han preservado esta "pastera" en homenaje al Che. No fue fácil su tarea. Muchos compañeros la cuidaron y protegieron del deterioro del tiempo, tanto como de las acciones gubernamentales que insistían en borrar ese pedazo de historia.
Más de 50 anos después, la Asociación Trabajadores del Estado rinde homenaje al Comandante Ernesto Che Guevara y en él a todos los compañeros de clase que ayer y hoy mantienen vivo el espíritu solidario y la voluntad de lucha por una Argentina por justicia social. Es la intención de ATE, entonces, la de construir un espacio de información y difusión de la acción y el pensamiento del Che en los diferentes puestos de lucha que contaron con su presencia apasionada y comprometida como compañero, militante, guerrillero y estadista.
El 20 de junio 2008, la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), inauguró “La Pastera, museo del Che” un proyecto con el objetivo de contribuir a la reconstrucción de la memoria histórica y popular.

Notas Del Che Guevara
“El camino serpentea entre los cerros bajos que apenas señalan el comienzo de la gran cordillera y va bajando pronunciadamente hasta desembocar en el pueblo, tristón y feucho, pero rodeado de magníficos cerros poblados de una vegetación frondosa. Sobre la estrecha lengua de 500 metros de ancho por 35 kilómetros de largo que es el lago Lacar, con sus azules profundos y los verdes amarillentos de las laderas que allí mueren se tiende el pueblo, vencedor de todas las dificultades climáticas y de medios de transporte, el día que fue “descubierto” como lugar de turismo y quedara asegurada su subsistencia.
El primer ataque contra un dispensario de Salud Pública falló completamente, pero se nos indicó que podíamos hacer parecida tentativa en las dependencias de Parques Nacionales, cuyo intendente acertó pasar allí y nos dio enseguida alojamiento en uno de los galpones de herramientas de la citada dependencia. Por la noche llegó el sereno, un gordo de 140 kilogramos bien medido y una cara a prueba de balas, que nos trató con mucha amabilidad, dándonos permiso para cocinar en su cuchitril. Esa primera noche la pasamos perfectamente, durmiendo entre la paja de que estaba provisto el galpón, bien abrigados, lo que se hace necesario en estas comarcas donde las noches son bastantes frías”.
Ernesto Guevara. “Notas de viaje” Enero 1952.











quinta-feira, 18 de março de 2010

Museo Che Guevara: Alta Gracia/ Córdoba/Argentina

Alta Gracia ubicado a 38km de Córdoba es un destino turístico atractivo invita a los amantes de la historia a venir a conocer y recorrer El museo del Che Guevara. Este museo está construido en una de las casas que perteneció en la infancia de Ernesto ”Che” Guevara .